PELIGRO URGENTE: 38 personas se quedan casi 24 horas abandonadas en el mar porque la guardia costera no reacciona.

El jueves, dia 31 de agosto, el teléfono de alarma (Alarm Phone) estaba en contacto con una patera en situación de emergencia. Tenía 38 personas a bordo, entre ellxs 7 mujeres. La patera había salido desde Assilah, costa occidental de Marruecos, a las 4 de la mañana (horario español). Poco después de salir se rompió el motor y la zodiak empezó a ir a la deriva hacia el sur. Lxs pasajerxs nos pidieron que contactáramos con Salvamento Marítimo a las 11 de la mañana. Menos de una hora más tarde la situación en el barco era tan crítica que pidieron que informásemos a la Marine Royal marroquí. Lo hicimos a las 11:45. No reaccionaron ni las autoridades marroquíes ni las españolas aunque lxs pasajerxs estaban en un alto nivel de peligro y disponían de la posición GPS del barco.

Los 38 viajerxs esperaron bajo un sol ardiente, muchxs entre ellos mareadxs, sin poder moverse a ningún lado. Como la Marine Royale se negó a hablar con nosotrxs y no recibimos ninguna señal por su parte, a la 1:30 de la tarde volvimos a informar la guardia costera española por correo: “El barco sigue en peligro y no recibimos ninguna noticia de rescate de Marruecos ni informaciones sobre su búsqueda. La situación de las personas es muy crítica. Por favor, considere de intervenir desde España.” Las autoridades españolas se negaron a intervenir y las autoridades Marroquíes nos derivaron desde un teléfono a otro sin que se mandara ninguna ayuda a la zodiak en peligro.
Alrededor de las 3 de la tarde decidimos difundir la alarma más ampliamente. Contactamos ACNUR en España y Marruecos y divulgamos el mensaje por nuestras redes, incluyendo otras organizaciones como CEAR y APDHA para pedirles su ayuda urgente para presionar a las autoridades para que procedieran al rescate. Enviamos la alarma urgente por WhatsApp, Twitter, Facebook, además de muchos grupos y personas que apoyaron la difusión de la información. Y al final nuestra llamada tuvo efecto. A las 8 de la tarde Salvamento Marítimo mandó un helicóptero para buscar desde España, el cual encontró la patera a las 9p.m. S.M. informó la Marine Royale, quién dijo a las 10:30 que empezaba la operación de rescate. Las personas en el barco seguían a la espera.

A las 11:21 de la noche lxs 38 pasajerxs a bordo entraron en pánico porque su barco empezó a desinflarse – después de 19 horas en el mar y sin ayuda alguna. Volvimos a exigir que Salvamento Marítimo procediera al rescate. Entonces confirmaron que, al fin, habían enviado un barco de rescate el cual podíamos observar  (por la plataforma Marine Traffice para rastrear buques) a las 11:30 trasladándose hacia Assilah. No obstante, estando cerca de la costa marroquí, el barco de Salvamento se dio la vuelta para regresar a España sin haber efectuado el rescate. A las 00:00 recibimos la información de que lxs pasajerxs estaban siendo rescatadxs por la Marine Royale Marroquí.
Denunciamos la cooperación ineficiente de Europa con las autoridades extra-europeas en las fronteras ya que se está jugando con las vidas de muchas personas y no se está respetando la ley de rescate en el mar. Era evidente que, en este caso, tanto la Marine Royale marroquí como el Salvamento Marítimo español retrasaron su reacción para no tener que proceder al rescate, obligando lxs pasajerxs a quedarse 20 horas en una situación muy peligrosa. Aunque disponían de todo lo necesario para el rescate, recursos y hasta la ubicación exacta, ninguno de los equipos de rescate reaccionaron hasta la media noche. Este retraso hubiera podido causar fácilmente la muerte de 38 personas. Tal y como observamos en el acuerdo entre Italia y Libia, el “rescate” no está siendo utilizado para salvar vidas, sino para devolver y contener a inmigrantes en la costa sur del Mediterráneo.

 

¡Exigimos ferries y libertad de movimiento para todxs!

Watch the Med Logo

Support the Hotline


El idioma principal de nuestro proyecto es el inglés, por lo que la versión inglesa es la más actual. Trabajaremos continuamente para actualizar la página web en todos los demás idiomas